Qué ver en Rosario

que ver en rosario

Recostada a orillas del Paraná, la ciudad de Rosario cautiva con su mixtura de parques extensos, playas fluviales, monumentos históricos y una animada vida cultural a lo largo de la costanera. La urbe más importante de la provincia de Santa Fe es la tercera ciudad de Argentina en población y uno de sus principales polos culturales y comerciales. El peso histórico de la ciudad (datada de comienzos del siglo XVIII) reside en que fue el lugar donde se levantó por primera vez el pabellón argentino, por lo que se la conoce como “Cuna de la Bandera”.

Sitios turísticos en Rosario

Monumento Nacional a La Bandera: Este colosal monumento de 78 metros de altura se emplaza en el lugar donde Manuel Belgrano izó la bandera argentina por primera vez, en 1812. El monumento, de 1898, se localiza en el Parque Nacional de la Bandera, a pocos metros de la Plaza 25 de Mayo. Situado frente al Río Paraná, desde el mirador en lo alto del monumento se obtienen maravillosas vistas costeras. En el predio es posible visitar el museo histórico, la cripta con los restos de Belgrano, el Patio Cívico, el Propileo y la Sala de Honor a las Banderas de América.

Plaza 25 de Mayo: El Centro Cívico de Rosario tiene en esta plaza su principal sitio de referencia, donde se concentran los principales edificios históricos de la ciudad. La Plaza 25 de Mayo fue el lugar donde nació Rosario hacia 1720. Allí se instaló la capilla de Nuestra Señora del Rosario, hoy la impresionante Catedral. El Palacio de los Leones (palacio municipal), el Edificio Bola de Nieve, el Museo Estévez y el Correo Central son algunos de los monumentos que pueden visitarse en torno a la plaza.

atractivos de rosario

Costanera Norte: Unos cinco kilómetros al norte del Centro se encuentra la Costanera Norte, la zona de playas más popular de Rosario. Buenos lugares para nadar, islas agrestes que se pueden visitar en lancha y un atractivo conjunto de restaurantes, bares y centros culturales invitan a un paseo ideal para el verano pero disfrutable todo el año. La Rambla Catalunya es uno de los puntos más visitados de la Costanera.

Balneario La Florida: El balneario más famoso de Rosario se extiende a lo largo cuatro kilómetros, desde el Puente Rosario-Victoria hasta el Parque Alem, al norte de Rosario. En verano, sus lindas playas fluviales se llena de sombrillas, bares al aire libre y deportes en la arena.

que ver y que hacer en rosario

Parque de España: Sobre la barranca del Paraná, este extenso parque urbano combina hermosas vistas panorámicas con una excelente infraestructura para eventos. El Centro Cultural del Parque España cuenta con galerías de arte, salas de congresos y un teatro. A los costados del centro hay dos enormes escalinatas que representan la unión entre los continentes americano y europeo.

Pasaje Juramento: Esta emblemática peatonal une el Monumento Nacional de la Bandera con la Plaza 25 de Mayo, atravesando los edificios y monumentos más importantes de la ciudad. Aunque el pasaje fue concebido a fines del siglo XIX, se concretó entre 1996 y 1999, cuando se colocaron varias esculturas de la artista Lola Mora sobre un espejo de agua.

Sitios que ver en Rosario

Basílica Nuestra Señora del Rosario: La esbelta Catedral de Rosario es uno de los principales atractivos del centro histórico de la ciudad, situado frente a la fundacional Plaza 25 de Mayo. Tiene una elevada nave y una cúpula decorada con vitrales que narran la vida de la Virgen del Rosario. La primera parroquia en el lugar se erigió en 1731, aunque la actual iglesia data de finales del siglo XIX.

Museo de Arte Contemporáneo de Rosario (MACRO): Colorido y moderno, este atractivo museo se sitúa en la barranca sobre el Paraná, albergando interesantes exhibiciones temporarias de artistas contemporáneos, mayormente locales. Tiene un lindo mirador panorámico y una excelente cafetería con vista al río.

Museo Histórico Provincial “Dr. Julio Marc”: Los interesados en la historia argentina y americana disfrutarán recorriendo las colecciones históricas de este museo, instalado en una casa patrimonial de la época colonial. Su amplio acervo incluye piezas de las culturas indígenas de la región, una colección de arte religioso barroco del sur de los Andes y objetos de la cultura gaucha.

Cerro Tronador, paraíso de los montañistas

Entre las maravillas geográficas que enmarcan la ciudad de Bariloche, el Cerro Tronador es una de las elevaciones emblemáticas de la cordillera patagónica y el Parque Nahuel Huapi. Se trata de un volcán de casi 3500 metros de altura y geológicamente activo, aunque se calcula que su última erupción fue hace 10 mil años, por lo que hay mínimas posibilidades de que vuelva a ingresar en actividad.

Distinguido como el más alto de la zona, el cerro tiene tres picos (el Argentino, el Chileno y el Internacional) y marca la frontera entre Argentina y Chile. Sus míticos relieves, sus siete icónicos glaciares y sus tesoros naturales lo convierten en uno de los paseos predilectos para el ecoturismo y la aventura. Escaladores de todas partes llegan al Tronador dispuestos a desafiar sus vertiginosas alturas.

Travesías en el Cerro Tronador

Los 90 kilómetros que separan al Cerro Tronador de San Carlos de Bariloche ofrecen en sí mismos una magnífica travesía. La ruta 258 que conduce al cerro bordea sitios espectaculares como el Lago Gutiérrez y el Lago Mascardi, con  vistas al Cerro Catedral. Luego se toma un desvío que cruza el río Manso, llegando finalmente al cerro Tronador. Cada kilómetro del recorrido es un paisaje nuevo y deslumbrante, ideal para los amantes de la fotografía. Hay caminos sinuosos que requieren conducir con precaución.

Desde la base del cerro parten varias visitas atractivas. La primera son los llamados “Ventisqueros Negros”, zona de la base en que los hielos se tiñen de ese color a causa de los sedimentos acarreados, y desde donde se vislumbran los altos picos del cerro. También son de visita obligada el rocoso anfiteatro natural conocido como “Garganta del Diablo” y la fascinante Cascada Los Alerces, un salto de agua de 70 metros al que se llega fácilmente por un camino bien señalizado.

Entre los glaciares Castaño Overo y Alerces se emplaza el tradicional Refugio Otto Meiling, otro punto de gran interés, ideal como base para las diversas actividades. Además de alojamiento climatizado, el Refugio ofrece una zona de camping gratuita y permite hacer uso de la cocina a un costo mínimo.

Del Refugio parte el camino de ascenso hasta la cumbre, solo apto para aventureros experimentados. La travesía dura varias horas y conduce por vertiginosas pendientes y quebradas, recorriendo el Filo de la Motte, el Filo de la Vieja y el portezuelo.  Al llegar a la cima se contempla un asombroso panorama de lagos argentinos y chilenos, así como el exuberante Parque Lanín.

Aunque su ascenso se recomienda a montañistas expertos, los grupos turísticos y familiares también pueden disfrutar de los alrededores y la base del Cerro Tronador. Muchos operadores de Bariloche ofrecen en sus programas excursiones completas a este sitio, incluyendo travesías con guías de montaña y estadías de varios días en el refugio.

Parques en Buenos Aires

Conoce los principales parques en Buenos Aires para escapar del ruido de la ciudad y disfrutar de los espacios verdes, los jardines y los lagos que ofrecen. Palermo y Puerto Madero son los barrios que prometen los mejores y más extensos parques para pasear, hacer deportes y recrearse en un entorno natural. Considera nuestra lista de parques y decide cuál vas a incluir en tu itinerario por la ciudad.

Parques en Palermo

Palermo es un barrio con extensas zonas verdes, lagos artificiales, arboledas y cantidad de atracciones culturales y paseos que te permitirán descansar del ajetreo y el bullicio del tráfico de la ciudad. Los jardines y parques de Palermo ofrecen variedad de opciones para disfrutar de esta experiencia relajante. Aquí repasamos los principales sitios que quizás quieras recorrer en tus vacaciones por la ciudad de Buenos Aires.

El Jardín Botánico Charles Thays tiene su acceso principal por la Avenida Santa Fe 3951. Fue inaugurado hace más de cien años y exhibe plantas y árboles de todas partes del mundo. Entre la vegetación también encontrarás esculturas, invernaderos y estanques. Permanece abierto al público entre las 9 y las 18 horas, y ofrece atención telefónica por el (5411)4832-6805.

El Zoológico de Buenos Aires también se ubica en el barrio Palermo, bien cerca de la Plaza Italia. Las principales atracciones del zoológico son los jaguares, los pumas y un ejemplar de leopardo blanco proveniente del Himalaya. En verano abre todos los días desde las 10 hasta las 18 horas, mientras que de marzo a diciembre cierra 17:30. Por más información te puedes comunicar al (5411)4011-9900.

El cuidado Jardín Japonés de Buenos Aires, se ubica en la Plaza Sicilia, pegado al sector norte del zoológico. Aquí podrás escapar del bullicio de la ciudad, y recorrer los senderos con pequeños puentes, estanque, cascadas y esculturas. También en el Jardín Japonés hay un restaurante cuya especialidad es el sushi. El jardín permanece abierto de lunes a domingo entre las 10 y las 18 horas, y los martes la entrada es gratuita. Por más información te puedes comunicar al (5411)4804-9141.

El Parque Tres de Febrero, también conocido como Los Bosques de Palermo, es el más grande y popular espacio verde del barrio. Al igual que el Jardín Botánico y el Zoológico, fue diseñado por el paisajista francés Charles Thays, quien siguió las líneas del Central Park de Nueva York. Aquí es donde se encuentran los famosos lagos de Palermo, los estanques y puentes que hacen del sitio un paseo ideal para relajarse. Dentro de este enorme parque puedes visitar además el hermoso Rosedal, el Jardín de los Poetas y el Patio Andaluz.

Parque las Heras es un área verde de acceso público ubicado en el límite del barrio Palermo con Barrio Norte y Recoleta, entre las calles General Las Heras y Coronel Díaz. Tiene un área de 12 hectáreas, donde en otra época funcionó la Penitenciaría Nacional que fue demolida.

Parques en Puerto Madero

El Parque Mujeres Argentinas se encuentra en el sector este del Dique 3 de Puerto Madero. Este espacio, cuya construcción la llevó a cabo la Corporación Antiguo Puerto Madero, tiene un área de más de cinco hectáreas. Cuenta con una plaza central que funciona además como anfiteatro, un jardín con más de 200 plantas de perfumadas rosas y otros sectores arbolados.

La Reserva Ecológica de Buenos Aires también recibe el nombre de Reserva Ecológica Costanera Sur y se ubica en la zona este de Puerto Madero. Es un espacio de 350 hectáreas de espacio verde, a orillas de la ribera del Río de la Plata. La reserva está abierta todo el año y es de libre acceso. Los residentes lo utilizan para hacer gimnasia, ciclismo o pasear los fines de semana entre sus agrestes senderos. En la entrada ubicada en la Costanera Sur hay baños y un centro de información para los visitantes, sobre Avenida Tristán Achával Rodríguez 1550.

Parque Patricios

El Parque Florentino Ameghino se ubica en el barrio Parque Patricios, con un área de 46 mil metros cuadrados densamente arbolada. Se ubica entre las calles Avenida Caseros y Uspallata. En el centro de este parque hay un monumento en homenaje a los héroes de la epidemia de fiebre amarilla que atacó a la población en el año 1871.

En esta zona está también el Parque de los Patricios, que le da el nombre al barrio. Es un espacio público que puedes visitar en la zona sur de la Capital Federal, inaugurado en 1902. Se encuentra entre las calles Avenida Caseros y Almafuerte, y también es obra del francés Thays. El parque tiene dos sectores bien definidos, separados por la calel Pepirí.

En uno de los lados funciona una Escuela Primaria y las Piletas Municipales de acceso público, y el otro sector está densamente forestado. Otras atracciones del Parque Patricios son sus dos monumentos, uno en homenaje al boxeador Ringo Bonavena y el otro al Club de Fútbol Huracán. Además hay una biblioteca infantil y una calesita, una de las pocas que aún se conservan en la ciudad.

Otros parques para visitar en Buenos Aires

El Parque Rivadavia, conocido también como Quinta Lezica, fue diseñado también por el paisajista Charles Thays, que hizo tantos otros trabajos en la ciudad de Buenos Aires. Este parque se ubica en Caballito, entre las calles Avenida Rivadavia, Doblas, Rosario y Beauchef. Tiene un área de seis hectáreas, con un pequeño lago artificial, un anfiteatro, juegos para niños y una pista de patinaje.

El Parque Rivadavia está cercado, por lo cual el acceso es libre hasta las diez de la noche, cuando se cierran sus portones. En la zona oeste del parque se instala una feria donde se venden mayormente libros usados, películas, música y juegos de computadoras. Los amantes de la literatura van a disfrutar de este paseo por la feria, ya que allí podrán encontrar libros antiguos de ediciones que no se encuentran fácilmente en otros sitios.

También en el barrio Saavedra de la ciudad de Buenos Aires puedes visitar el Parque General Paz, ubicado entra las calles Crisólogo Larralde y Avenida General Paz. Tiene una superficie de ocho hectáreas y fue inaugurado en 1942. Su principal atracción es el Museo Histórico de Buenos Aires Cornelio de Saavedra, donde se exhibe el acta original de la fundación del barrio, que ocurrió en el año 1873.

Otra propuesta para conocer los espacios más tranquilos de Buenos Aires, es el Parque de los Niños, ubicado en el barrio Nuñez. Es una excelente opción, sobre todo en los calurosos meses de enero y febrero. El parque cuenta con 32 hectáreas, y se encuentra sobre la ribera del Río de la Plata. Tiene sectores de césped y areneros con reposeras y sombrillas para descansar del fuerte sol del verano, y otras zonas arboladas con senderos y bicisendas para pasear. Para mayor entretenimiento del público, las instalaciones incluyen canchas de tejo, de fútbol playa, de vóley, y se dictan eventualmente clases de gimnasia y de baile.

Museos en Buenos Aires

Hay infinidad de museos en Buenos Aires, con propuestas que abarcan todos los temas: museos históricos, interactivos, pedagógicos, culturales, de ciencias naturales y exhibiciones de artes plásticas. Los precios de las entradas a los museos son bien accesibles, e incluso hay unos cuantos de dependencias del gobierno que son gratuitos. Si quieres recorrer la mayor cantidad posible de estos recintos educativos e históricos, debes dirigirte a  los barrios Palermo, San Telmo, La Boca, Recoleta y el Microcentro, porque son los sitios que concentran mayor cantidad de museos.

Museos en el Microcentro

Museo de los Instrumentos del Teatro Colón: colección de instrumentos antiguos, entre los que se destacan los violines y las violas.
Viamonte 1168, San Nicolás, tel: (5411)4378-7132

Museo Numismático Dr. José Evaristo Uriburu: patrimonio de 15 mil monedas y billetes de todas las épocas y regiones de la Argentina.
San Martín 216, San Nicolás, tel: (5411)4348-3882

Museo de las Escuelas: museo interactivo y lúdico para aprender sobre la historia de la escuela pública en el país.
Bartolomé Mitre 1249, San Nicolás, tel: (5411)4372-6714)

Museo Nacional del Teatro: es una exhibición que recorre la historia del teatro desde la época de la colonia hasta la actualidad. Aquí encontrarás manuscritos, bocetos escenográficos, programas, fotografías y figurines relativos al tema.
Avenida Córdoba 1199, San Nicolás, tel: 4816-7212

Museo mundial del Tango: está en el Palacio Carlos Gardel y funciona como sede de  la Academia Nacional del Tango. La muestra hace un recorrido de la historia del tango desde el año 1850 hasta la actualidad, y tiene una tienda de suvenires donde puedes comprar CDs.
Avenida Rivadavia 830, Monserrat, tel: 4345-6967

Museo de la Santa Casa de Ejercicios Espirituales Sor María Antonia de la Paz: se trata de la única casa de la época colonial que no ha sufrido ninguna transformación, construida en 1795.
Avenida Independencia 1190, Monserrat, tel: (5411)4304-0984

Museo del Antiguo Recinto del Congreso Nacional: es un antiguo edificio de estilo italiano, ubicado frente a la Casa Rosada, que en otra época funcionó como sede del Poder Legislativo. Actualmente alberga a la Academia de la Historia.
Balcarce 139. Monserrat, tel: (5411)4343-4416

Museo de la Casa Rosada: colección de bandas y bastones presidenciales, trajes, uniformes, documentos, mobiliario y carruajes de otras épocas, en la Casa de Gobierno. Hipólito Irigoyen 219. Monserrat, tel: (5411)4344-3802

  • Museo Postal y Telegráfico Dr. Ramón J. Cárcano – Sarmiento 151, San Nicolás, tel: (5411)4347-9973
  • Museo de la Ciudad – Alsina al 412 intersección con Defensa, Monserrat, tel: (5411)4343-2123
  • Museo Mitre – San Martín 336. San Nicolás, tel: (5411) 4394-7659
  • Museo Judío de Buenos Aires Dr. Salvador Kibrick – Libertad 769. San Nicolás
  • Museo Nacional del Grabado – Defensa 372, Monserrat, tel: (5411)4345-5300
  • Museo Nacional de la Inmigración – Ex Hotel de Inmigrantes , Avenida Antártida Argentina 1355, Retiro, tel: (5411)4317-0285
  • Museo Histórico y Numismático del Banco de la Nación Argentina – Bartolomé Mitre 326, San Nicolás, tel: (5411)4347-6277
  • Museo Etnográfico Juan B. Ambrosetti – Moreno 340, Monserrat, tel: (5411)4345-8196
  • Museo Histórico Nacional del Cabildo de Buenos Aires y de la Revolución de Mayo – Bolívar 65, Monserrat, tel: (5411)4342-6729
  • Museo Histórico del Banco Provincia Dr. Arturo Jauretche – Sarmiento 364. San Nicolás, tel: (5411)4331-1775/7943
  • Museo Nacional Ferroviario – Av. Del Libertador 405, Retiro, tel: (5411)4318-3343
  • Museo Casa del Teatro – Av. Santa Fe 1245, Retiro, tel: (5411)4811-7678

Museos en Palermo

Museo de los Patricios de Buenos Ayres: exhibe uniformes, maquetas, armas, fotografías y otros objetos relacionados con las invasiones inglesas y la Revolución de Mayo.
Avenida Bullrich 481, Palermo, tel: (5411)4576-5537

Museo de Arte Popular José Hernández: colección de artesanías históricas y contemporáneas, criollas e indígenas del territorio argentino. Incluye trabajos de alfarería, cuero, madera, asta, hueso, calabaza, tejidos y fibras vegetales.
Avenida del Libertador 2373, Palermo, tel: (5411)4803-2384

Museo Xul Solar: la antigua casa del artista Xul Solar alberga este museo que exhibe los objetos personales y pinturas del artista.
Laprida 1212, Palermo, tel: (5411)4824-3302

Museo de Artes Plásticas Eduardo Sívori: colección de pinturas, grabados, dibujos y tapices de artistas nacionales. El museo tiene un patrimonio de más de 4.200 piezas, un patio de esculturas y una biblioteca especializada.
Avenida Infanta Isabel 555, Palermo, tel: (5411)4778-3899

Museo de Ciencia y Técnica de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Buenos Aires: es una colección de objetos de las áreas de la ingeniería hidráulica, ferroviaria, mecánica, eléctrica, portuaria y aeroespacial.
Avenida Las Heras 2214, Palermo, tel: (5411) 4514-3003

Museo del Automóvil Club Argentino: colección de autos de fines de siglo XIX y comienzos del XX, y vehículos deportivos que usaron los grandes automovilistas argentinos.
Avenida del Libertador 1850, Palermo, tel: (5411)4808-4240

Museo Evita: es un espacio donde se difunde la biografía de personalidades femeninas destacadas de la historia argentina.
Lafinur 2988, Palermo, tel: 4807-0306

  • Museo del Golf – Avenida Tornquist 6397, Palermo, tel: (5411)4772-7261
  • Museo Histórico del Regimiento Granaderos a Caballo General San Martín – Av. Luis María Campos 554. Palermo, tel: (5411)4576-5667
  • Museo Nacional del Hombre del Instituto Nacional de Antropología y Pensamiento Latinoamericano – 3 de febrero 1370. Palermo, tel: (5411)4783-6554
  • Museo Casa de Alfredo Palacios – Charcas 4741. Palermo, tel: (5411)4307-0250
  • Museo Metropolitano – Castex 3217. Palermo, tel: (5411)4802-1911
  • Museo Nacional de Arte Decorativo – Avenida del Libertador 1902, Palermo, tel: (5411)4801-8248

Museos en La Boca

Museo de Bellas Artes al Aire Libre Caminito: es un museo al aire libre, en una calle peatonal. Se exhiben esculturas, relieves y murales en piedra y cerámica.
Pasaje Caminito, entre Magallanes y Lamadrid, La Boca, tel: (5411)4114-5777

Museo de la Pasión Boquense: se encuentra debajo de las tribunas de la Bombonera (cancha de Boca). Es un museo interactivo, con efectos lumínicos y audiovisuales que buscan expresar la cultura y la identidad del barrio.
Brandsen 805, La Boca, tel: (5411)4362-1100

Museo de Bellas Artes de la Boca Quinquela Martín: tiene una colección de más de mil piezas en pinturas, esculturas y grabados, entre las cuales se encuentra la obra del artista plástico que le da el nombre al museo. Para los amantes de la náutica, una de las salas exhibe mascarones de proa de goleta, vapores, buques famosos y balandras.
Avenida Pedro de Mendoza 1935, La Boca, tel: (5411)4301-1080

Museo de Calcos y Escultura Comparada Ernesto de La Cárcova: exhibe representaciones en relieves y esculturas de la cultura occidental, desde la civilización sumeria hasta el Renacimiento.
Avenida España 1701, La Boca, tel: (5411)4361-4419

Museo Histórico de Cera: exhibe figuras de cera que evocan la inmigración del barrio La Boca, sus raíces e historia. Ocupa el edificio de una de las primeras casas construidas con cemento.
Dr. E. del Valle Iberlucea 1261. La Boca, tel: (5411)4301-1497

Museos en Puerto Madero

Buque Museo Corbeta Uruguay: es una embarcación que arribó a la Argentina en 1874. Esta corbeta participó de destacados acontecimientos históricos y actualmente exhibe en su interior objetos de naufragios suecos y noruegos.
Juana Manuela Gorriti 400. Puerto Madero, tel: (5411)4314-1090

Museo Fragata A.R.A Presidente Sarmiento: esta fragata tiene más de cien años y pertenece a la Armada Argentina. Superó el millón de millas navegadas y dejó de navegar a partir de 1961.
Alicia Moreau de Justo 900, Puerto Madero, tel: (5411)4334-9386

Centro de Museos de Buenos Aires: este centro funciona como sede de la Dirección General de Museos, en un edificio de interés arquitectónico e histórico. Está en la Costanera Sur de Puerto Madero. Es el eventual escenario de exposiciones, espectáculos y ofrece visitas guiadas.
Av. de los Italianos 851. Puerto Madero, tel: (5411)4516-0941

Museos en San Telmo

Museo de la Iglesia Parroquial San Pedro González Telmo y su Claustro Histórico: en antiguo templo jesuita, que data del año 1734. La mayor atracción de este museo es un conjunto de 12 óleos que representan a 12 Sibilas del siglo XVII.
Humberto 340, San Telmo, tel: (5411)4361-1168

Museo del Cine Pablo C. Ducrós Hicken: colección de películas, documentos y otros objetos relativos al cine.
Defensa 1220, San Telmo, tel: (5411)4303-2883

Museo Histórico Nacional: muestra de la historia del territorio argentino, que abarca desde la época perhispánica, hasta la sanción de la Ley del Sufragio Universal en 1912. Defensa 1600. San Telmo, tel: (5411)4307-2301

Museo Tecnológico Eduardo Latzina: colección de réplicas de motores y maquinarias antiguas, y de los inventos de Leonardo Da Vinci.
Paseo Colón 650, San Telmo, tel: (5411)4331-6444

Museo de Arte Moderno de Buenos Aires: es una colección de obras de artistas nacionales, que produjeron entre los años 1940 y 1960.
Avenida San Juan 350, San Telmo, tel: (5411)4342-3001

Museos en Recoleta

Museo de la Shoá Fundación Memoria del Holocausto: colección de fotografías de 1941, del alemán Heinz Jöst, tomadas en el ghetto de Varsovia.
Montevideo 919, Recoleta, tel: (5411)4811-3588

Museo de Patología de la Universidad de Buenos Aires: piezas anátomo patológicas, biblioteca, documentos y material de laboratorio, coleccionadas por la Cátedra de Anatomía Patológica de la Universidad.
Uriburu 950, Recoleta, tel: (5411)4508-3604

Museo Notarial Argentino: exhibe las firmas de personalidades que fueron protagonistas de la historia de la Argentina y documentos originales de escribanos destacados. Allí podrás ver el testamento de Carlos Gardel, donde se deja constancia de su origen francés.
Avenida Callao 1542, Recoleta, tel: (5411)4801-0081

Palais de Glace: se trata de un edificio construido en 1910 para albergar una pista de patinaje. Aquí se hacen exhibiciones de arte nacional y es la sede del certamen de artes plásticas más importante del país, convocado por el Salón Nacional de Artes Visuales.
Posadas 1725, Recoleta, tel: 4804-1163 / 4324

  • Museo y Archivo Histórico de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires – Av. Figueroa Alcorta 2263. Piso 1º. Recoleta, tel: (5411)4809-5638
  • Museo Nacional de Bellas Artes – Avenida del Libertador 1473, Recoleta, tel: (5411)4803-0802
  • Museo de Arte Oriental – Avenida del Libertador 1902, Recoleta, tel: (5411)4801-5988
  • Claustros del Pilar – Junín 1904, Recoleta, tel: (5411)4803-6793
  • MUMIN- Museo Participativo Minero – Av. Julio Argentino Roca 651, Recoleta, tel: (5411)4349-4450
  • Museo de Farmacia Dra. Rosa C. D’Alessio de Carnevale Bonino de la Universidad de Buenos Aires –  Junín 956, Recoleta, tel: (5411)4964-8200
  • Museo Casa de Ricardo Rojas – Charcas 2837, Recoleta , tel: (5411)4824-4039
  • Museo de Historia de la Medicina y la Cirugía Vicente A. Risolía – Paraguay 2155, Recoleta, tel: (5411)5950-9500
  • Museo Participativo de Ciencias – Junín 1930, Recoleta, tel: (5411)4806-3456

Museos en otros barrios de Buenos Aires

Museo del Automóvil: es una muestra de autos clásicos, de época, deportivos y de competición. Cuenta además con un espacio dedicado al automovilista Oscar Gálvez.
Irigoyen 2265, Versalles, tel: (5411)4644-0828

Museo de Ciencias Naturales de Especialidad Zoológica Médica: en este museo se exhiben animales venenosos de diferentes partes del mundo, y cuenta con cuatro terrarios con ofidios venenosos autóctonos.
Avenida Velez Sarfield 563, Barracas, tel: (5411)4303-2492

Museo de los Niños Abasto: es un museo interactivo y lúdico para que los chicos aprendan sobre temas  y aspectos importantes de la ciudad.
Avenida Corrientes 3247, Almagro, tel: (5411)4861-2325

  • Museo del Colegio De La Salle de Buenos Aires Hermano Esteban – Riobamba 650, Balvanera, tel: (5411)4374-0657
  • Museo del Patrimonio Histórico en Palacio de Aguas Corrientes – Riobamba 750, Balvanera, tel: (5411)6319-1104
  • Museo Casa Carlos Gardel – Jean Jaurés 735, Balvanera, tel: 4964-2015
  • Museo Histórico de la Honorable Cámara de Diputados – Bartolomé Mitre 2085. Balvanera, tel: (5411)6310-7222
  • Museo Forense de la Morgue Judicial – Junín 760, Balvanera, tel: (5411)4374-3539
  • Museo Histórico Brigadier General Cornelio de Saavedra – Crisólogo Larralde 6309. Saavedra, tel: (5411)4572-0746
  • Museo Histórico de Gendarmería Nacional – Av. Pte. Ramón Castillo 788. Villa Crespo, tel: (5411)4310-2815
  • Museo Histórico Sarmiento – Juramento 2180. Belgrano, tel: (5411)4781-2989
  • Museo y Centro de Estudios Históricos de la Facultad de Odontología de Buenos Aires de la Universidad de Buenos Aires – Marcelo T. de Alvear 2142
  • Museo Argentino de Caza Mayor – Udaondo y Figueroa Alcorta. Nuñez, tel: (5411)4782-4000
  • Museo Anestesiológico y Biblioteca Histórica de la Asociación de Anestesiología de Buenos Aires – Fta. Presidente Sarmiento 541, Villa Crespo, tel: (5411)4433-0023
  • Museo de la Balanza – California 2000, Barracas, tel: (5411)4303-0000
  • Museo Casa Batatópolis – Tucumán 3054, tel: (5411)4469-1819
  • Museo Itinerante de Arte Contemporáneo del Mercosur – Av. Caseros 2739, San Cristóbal
  • Museo Manoblanca – Tabaré 1371. Nueva Pompeya, tel: (5411)4918-9448
  • Museo Molino de Papel La Villa – Zapiola 2196. Belgrano, tel: (5411)4542-7904
  • Museo Monte de Piedad – Av. Boedo 870 Piso 2. Boedo, tel: (5411)4932-4680
  • Primer Museo Histórico Ernesto Che Guevara – Rojas 129, Caballito, tel: (5411)4903-3285
  • Museo de Esculturas Luis Perlotti – Pujol 644. Caballito, tel: (5411)4433-3396

La impresionante vista desde el Cerro Campanario

La diversidad del paisaje patagónico se aprecia en todo su esplendor desde la cima de los cerros. Con más de 1000 metros de altura, el Cerro Campanario ofrece uno de los panoramas más impactantes de Bariloche. Vale la pena ascender al cerro para contemplar la naturaleza a nuestros pies y respirar el aire fresco de montaña.

El Cerro Campanario se sitúa a 17 kilómetros de Bariloche y es uno de los sitios más visitados dentro del tradicional Circuito Chico. La base de la elevación se encuentra en el kilómetro 17,5 de la Avenida Bustillo, que conduce al lugar en un trayecto dinámico contemplando las costas del Lago Nahuel Huapi.

Una vez en las faldas del cerro, se puede subir a pie o en aerosilla. Ambas formas son igualmente disfrutables y proporcionan una experiencia única de aventura y ecoturismo. Para quienes gustan de la caminata, el ascenso se realiza por senderos de baja dificultad entre los frondosos bosques. Hay carteles informativos sobre la flora nativa, para que el turista conozca con mayor profundidad la riqueza ecológica de la región.

La subida en aerosilla, por su parte, es uno de los paseos clásicos de Bariloche. El tranquilo trayecto aéreo dura siete minutos en los que el viajero se siente suspendido y sumergido a la vez en la envolvente belleza del paisaje. El horario de la aerosilla se extiende hasta las 18 horas en invierno y las 19:30 en verano, y el pasaje cuesta unos 25 pesos argentinos.

 En los distintos tramos del ascenso la vista panorámica adquiere diferentes perspectivas, hasta llegar a los incomparables miradores de la cima. Allí se abarca un panorama de 360 grados que conjugan los sitios naturales más representativos de la geografía patagónica: el Lago  Nahuel Huapi, la Isla Victoria, el Lago Perito Moreno, los cerros Otto, López, Bellavista, Goye, Catedral y Capilla, las penínsulas San Pedro y Llao Llao, la laguna El Trébol, la Colonia Suiza y otros poblados de la zona. Los verdes, ocres y azules se mezclan en un paisaje que parece pintado. En invierno, la nieve emblanquece los árboles y cerros confiriendo al paisaje un encanto particular.

En lo alto del Cerro Catedral hay una cálida confitería donde se puede contemplar la vista mientras se toma una merienda caliente con delicias caseras, tanto en el salón –con amplios ventanales- como en las terrazas. El mirador de la confitería, con 20 metros de altura, ofrece el punto de vista más elevado para observar el paisaje. También hay una tiendita de souvenirs para llevarse un recuerdo de la zona, aunque sin duda los recuerdos más imborrables son los que quedan en la retina, tras haber contemplado uno de los panoramas más bonitos del continente.

Valle Encantado, magia milenaria

Los caudalosos ríos Limay y Traful se unen en el paraje llamado Confluencia, situado a 76 kilómetros de Bariloche, ya en la provincia de Neuquén. A causa de las aguas del embalse de la represa de Alicurá, el gran encuentro fluvial tiene hoy la apariencia de un gran lago. En su margen se extiende el Valle Encantado, uno de los escenarios naturales más fascinantes del Parque Nacional Nahuel Huapi.

El aspecto singular de este Valle está dado por sus misteriosas  formaciones rocosas de origen volcánico, que en su erosión emulan las más vistosas figuras, otorgando al lugar un tono mágico. Rocas con forma de castillos, leones, torres y catedrales góticas sorprenden a los visitantes entre impresionantes cerros. Algunas de las rocas han cautivado a los visitantes de tal manera que han sido bautizadas, como el afamado “Dedo de Dios”, el “Tren Expreso”, los “Leones Enamorados” o “El centinela del Valle”. Otras formaciones simplemente responden a los caprichos de la imaginación al mirarlas.

Otro de los emblemas del Valle es el cóndor de la región, que hace sus nidos en esta zona alimentándose de los muchos animales muertos de la estepa patagónica. El paisaje de la estepa ofrece diversas especies forestales: cipreses y pinos en las zonas altas y álamos y coirones en los márgenes fluviales. Allí habitan ciervos, zorros, roedores, guanacos y liebres, así como interesantes especies ictícolas siempre atractivas para la pesca.

El Valle del río Limay encuentra su encanto también en su valor histórico: hay vestigios de culturas aborígenes que habitaron el lugar hace unos 10 mil años. Las pinturas rupestres en las cavernas y los sedimentos biológicos en el lugar dan cuenta del carácter milenario del Valle.

Numerosas excursiones parten de Bariloche para descubrir los rincones del Valle Encantado con la orientación de un guía. El lugar es un ámbito privilegiado para practicar múltiples actividades al aire libre: trekking, escalada, cabalgatas, tours fotográficos, pesca deportiva y avistaje de aves, contemplando casi ochenta especies que viven en la zona.

En las inmediaciones del Valle Encantado hay cabañas donde alojarse, celebrar eventos o degustar un almuerzo para retomar energías y continuar con los paseos ecológicos dentro del llamado “Circuito Grande” de Bariloche.

Colonia Suiza en Bariloche


En las faldas del Cerro López, a 25 kilómetros de Bariloche, se encuentra la acogedora Colonia Suiza, una villa montañesa típica donde pasar gratas jornadas conociendo las tradiciones de la Patagonia.

Creada a fines del siglo XIX por los inolvidables hermanos Goye, se trata del primer asentamiento suizo de la región. A lo largo del siglo XX ha sido el hogar de varias familias suizas dedicadas a la agricultura, cuyos descendientes hoy pueblan el lugar orientados a la actividad turística. La antigua “Casa Grande” construida por Félix Goye, las casitas de madera, la escuela y la capilla conforman la estampa casi pictórica del encantador poblado, un verdadero tesoro histórico en las inmediaciones de Bariloche.

Cultura, naturaleza y gastronomía en Colonia Suiza

Desde Colonia Suiza parten atractivas excursiones por los paisajes del bosque y la cordillera. Caminatas y cabalgatas se orientan a sitios de gran interés como la Laguna Negra, el refugio Jakob y las laderas del Cerro López. Varias son las opciones de alojamiento disponibles en el lugar: campings veraniegos (el Goye, el Meli Hué y el Huenei Ruca), refugios familiares y hosterías.

Sin dudas, la gastronomía autóctona es el principal foco de atención turística de Colonia Suiza. Los fines de semana se realizan fiestas donde se preparan los tradicionales curantos, cocinados en un hoyo sobre piedras calientes durante horas, en un ritual cargado de magia que cautiva a pobladores y turistas. También se ofrecen asados, empanadas, postres caseros y finas frutas y verduras cultivadas en las granjas del lugar. Las tradiciones de los primeros pobladores son transmitidas de generación a generación, por lo que es posible disfrutar de dulces y quesos artesanales según recetas inmemoriales.

Estas delicias se ofrecen en los restaurantes, pubs y pequeñas casas de té de la Colonia, construidos siguiendo la arquitectura montañesa de la villa. Espectáculos musicales acompañan las comidas generando un ambiente divertido y muy pintoresco.

Para embeberse aún más de la historia y cultura de este sitio único, nada mejor que una visita al museo, donde se exhiben utensilios e instrumentos de los labradores de hace un siglo. También hay un bonito vivero, el Meli Hué, donde el aroma de la lavanda fresca se mezcla con el de los perfumes y jabones allí elaborados. Otros paseos emblemáticos son la  piscicultura donde se crían truchas y la feria artesanal de los domingos donde adquirir valiosos recuerdos de la visita al lugar.

Para llegar a Colonia Suiza en auto debe tomarse la Avenida Bustillo hasta el Km 18 y doblar a la izquierda por el Circuito Chico. Tras cuatro kilómetros y pasar el puente del lago Moreno, se toma otra vez el camino a la izquierda y se conducen tres kilómetros hasta el lugar. Hay líneas urbanas de autobuses que en temporada alta llevan a los turistas hasta Colonia Suiza, así como taxis y remises que ofrecen servicios hasta el lugar.

El Obelisco de Buenos Aires

La calle más ancha del mundo se encuentra en la capital argentina. Se trata de la Avenida 9 de Julio que tiene 130 metros de ancho, famosa además porque en el cruce con la calle Corrientes se encuentra el Obelisco de Buenos Aires. El Obelisco es un monumento de 67 metros de alto, que conmemora cuatro hechos históricos importantes para la Argentina. En cada una de las caras del obelisco se encuentran grabados estos cuatro hechos relevantes.

El monumento fue diseñado por el arquitecto Alberto Prebisch (autor además del Teatro Gran Rex), y se mandó a construir en el Cuarto Centenario de la Primera Fundación de la ciudad, en el año 1936. Se dispuso que su lugar fuera la recientemente construida Plaza de la República. En el lugar donde se colocó el Obelisco estaba antes la Iglesia San Nicolás de Bari. Este edificio antiguo debió demolerse y es el sitio donde por primera vez se izó de manera oficial la bandera argentina en la ciudad de Buenos Aires. Este hecho histórico quedó grabado en la cara norte del monumento.

La construcción estuvo a cargo de una empresa alemana, y demoró un tiempo récord de 31 días. La base tiene casi siete metros de lado, su punta roma mide 40 centímetro y tiene un pararrayos. Tiene una puerta en uno de sus lados y cuatro ventanas cerca de la cúspide con persianas metálicas. Hasta estas aberturas se llega por una escalera interna recta de 206 escalones, a la que sólo tienen acceso los encargados del mantenimiento. Dos años después de su inauguración, se produjeron algunos desprendimientos del revestimiento. Las placas de piedra fueron reemplazadas por revoque de cemento para prevenir nuevos desprendimientos.

El Obelisco es actualmente un punto de reunión para las manifestaciones, como lo es también la Plaza de Mayo. A pesar de todas las controversias y disputas que generó su construcción y remodelación, hoy el monumento es un ícono de la ciudad de Buenos Aires.

Parques en Bariloche


La región patagónica donde se encuentra Bariloche es un área privilegiada para el ecoturismo. Hay varios parques en Bariloche distinguidos por su rica biodiversidad, sus increíbles panoramas y sus diversas opciones deportivas y recreativas. El Parque Nacional Nahuel Huapi enmarca la ciudad como el área verde más importante de la región, aunque también podemos encontrar otras zonas protegidas y parques temáticos en las inmediaciones de Bariloche.

Parque Nacional Nahuel Huapi

Más que un parque, el Nahuel Huapi es una enorme reserva ecológica de gran riqueza científica y paisajística. Sus 705.000 hectáreas se extienden entre las provincias de Río Negro y Neuquén, separadas por el Lago también llamado Nahuel Huapi, eje lacustre del parque. En su vasta superficie, el Parque Nahuel Huapi concentra los microclimas representativos de la región andina patagónica: el altoandino, elevado a casi 2mil metros sobre el nivel del mar y eternamente helado; el bosque húmedo de clima templado y lluvioso, con abundantes árboles como el coihue, la lenga, el ciprés y el ñire; el bosque de transición, de escaso follaje y pastizales más secos; y la estepa árida y ventosa.

En estos diversos paisajes, el Parque alberga lagos, islas, ríos, arroyos y cerros, ofreciendo vistas increíbles en cada uno de sus rincones. La Isla Victoria, el Circuito de los Siete Lagos, el Río Limay y el Valle Encantado son solo algunos de los sitios fascinantes que se pueden descubrir en su interior. Los amantes del deporte podrán divertirse pescando, navegando en kayak o rafting, escalando, practicando trekking y paseando en bicicleta o a caballo.

Parque Nacional Los Arrayanes

También conocido como Bosque de Arrayanes, este parque se creó como área protegida desprendida del Parque Nahuel Huapi, con el fin de preservar mejor esta especie de flora autóctona. Con una superficie de 20 hectáreas, es la reserva natural de arrayanes más pura y extensa de la región, guardando una valiosa concentración de estos árboles centenarios exclusivos de la Patagonia. El Parque Los Arrayanes se ubica en la Península de Quetrihué, extremo norte del lago Nahuel Huapi, en la provincia de Neuquén. La visita a este mágico bosque se realiza partiendo en catamarán del Puerto Pañuelo de Bariloche, en excursiones que también recorren la Isla Victoria.

Parque Nacional Lanín

También ubicado en la provincia de Neuquén, el Parque Nacional Lanín es un estupendo paseo si estás dispuesto a una excursión de mayor distancia. El parque tiene una extensión de 412.000 hectáreas de bosques fríos donde habitan especies arbóreas únicas en la región, cuyos ejemplares detentan ya siglos de existencia. Coihues, lengas, araucarias, raulí, maniú, arrayán, roble pellín y ciprés de la cordillera son algunos de los árboles que conforman su densidad forestal. El volcán Lanín es otro de los emblemas del Parque, así como los lagos Lácar y Huechulafquen y la cascada Chachín. En el Cerro Chapelco se pueden practicar deportes de invierno.

Parque Nahuelito

En la categoría de los parques temáticos, el Nahuelito es una fantástica propuesta para toda la familia, con un itinerario que recrea la era en que vivían los dinosaurios en ese mismo hábitat. Entre frondosos árboles autóctonos, colosales esculturas a escala natural nos transportan a la época jurásica, mientras un guía nos orienta durante una visita de 45 minutos. El Parque Nahuelito abre en horario diurno y se ubica en Avenida Bustillo kilómetro 24,500, integrando el Circuito Chico de Bariloche.

Turismo en Bariloche

La enorme gama de paisajes de la Argentina tiene en Bariloche un destino turístico especial, distinguido como el centro de turismo invernal más importante de América Latina. Situada en los majestuosos Andes de la Patagonia, San Carlos de Bariloche es la principal ciudad del departamento al que da nombre, Bariloche, y de la provincia donde se sitúa, Río Negro. El turismo en Bariloche es la actividad económica fundamental de la región, gracias a su magnífica infraestructura urbana y su privilegiado entorno natural.

Elevados cerros de la cordillera cubiertos de nieve, lagos plácidos como un espejo, abundantes árboles nativos y variados ejemplares de la fauna autóctona componen el paisaje ecológico incomparable del Parque Nacional Nahuel Huapi, junto al cual se ubica San Carlos de Bariloche. La ciudad tiene su eje lacustre el Lago Nahuel Huapi, en torno al cual se extienden las altas montañas de la cordillera formando una postal inolvidable.

San Carlos de Bariloche, ciudad cultural

Este impresionante marco natural da refugio a una ciudad cautivante en sí misma, donde la infraestructura moderna con sus avanzados servicios turísticos y comerciales se mixtura con las tradiciones montañistas que la vieron nacer como pequeña villa andina a principios del siglo XX. Región de los indios mapuches, el interés turístico que despertó Bariloche con sus laderas inmejorables para el esquí pronto resultó en el desarrollo de una magnífica ciudad.

El Centro Cívico, fundado a finales de la década del treinta, es el símbolo de ese impulso turístico de Bariloche, inspirado en la pintoresca arquitectura de las villas alpinas. Varios museos y centros culturales se emplazan en el área urbana de la ciudad, con interesantes propuestas para los turistas. La Catedral Metropolitana de Bariloche, una de las más bonitas del país, es otro foco de gran atracción entre los visitantes. Para los numerosos grupos de jóvenes que llegan en invierno, la noche barilochense se abre con un abanico de alternativas para salir a bailar y divertirse. También son emblemáticas las numerosas chocolaterías distribuidas por toda la ciudad, que ofrecen a los turistas chocolates de alta calidad conocidos en todo el mundo.

Naturaleza y aventura en el paisaje de Bariloche

Los amantes del esquí encuentran en los cerros de Bariloche un escenario estupendo para esta actividad. Entre junio y setiembre, los meses invernales, la nieve forma pistas naturales que convocan a miles de aficionados. El Cerro Catedral, el más alto de Bariloche, es también el centro de esquí más importante de la región, donde expertos y novatos se reúnen a disfrutar la adrenalina de los deportes de nieve. Los viajes en teleférico y los miradores a lo alto de las montañas son clásicos paseos por los relieves patagónicos.

En primavera y verano, el ecoturismo tiene su cita en las impactantes reservas forestales  a orillas de los lagos. El centenario Bosque de Arrayanes, la mítica Isla Victoria, el panorama del Cerro Campanario, la península de Llao Llao… Los paisajes de Bariloche se concatenan en estampas fascinantes. La época cálida es ideal para la pesca y los deportes acuáticos. Los días calurosos de diciembre a marzo invitan a tardes de playa en los balnearios de Bariloche.

Nieve, playa, bosque, montaña, cultura, tradición y servicios de primer nivel, todo en un solo destino. Desde grupos familiares hasta adolescentes e intrépidos aventureros, todos encuentran en Bariloche incontables opciones para disfrutar de una estadía de ensueño.